La Sociedad Cántabra de Escritores homenajeó el periodismo «culto, liberal-conservador y cristiano» de Jesús Pindado Uslé (1948-2023)
Intervinieron en la mesa redonda José Ramón Saiz, Ángel Ocejo, Pedro Arce, Digna Mercedes Fernández y Pedro Crespo de Lara.

Se celebró en la tarde-noche del 7 de marzo de 2024 en el salón de actos del Centro Gallego de Santander el homenaje de la Sociedad Cántabra de Escritores al periodista y escritor, Jesús Pindado Uslé, fallecido el pasado mes de diciembre. Una propuesta avalada tanto por la junta directiva de la Sociedad Cántabra de Escritores y el Centro Gallego de la capital cántabra, teniendo en cuenta que Jesús Pindado mantuvo siempre una relación muy próxima a la Sociedad Cántabra de Escritores y a los miembros de la misma, ofreciendo conferencias sobre literatura y periodismo en base a sus profundos conocimientos sobre la materia, muchas de ellas impartidas en el Centro Gallego de la calle Peña Herbosa, 6 de Santander. Entre los asistentes, los tres hijos de Jesús Pindado.

Con el salón a rebosar de público, los intervinientes -José Ramón Saiz, Ángel Ocejo, Pedro Arce, Digna Mercedes Fernández y Pedro Crespo de Lara- glosaron la figura profesional y humana de Pindado, coincidiendo en señalar que ha sido el periodista cántabro más culto del siglo XX, además de alcanzar el nivel más internacional al permanecer veinte años en Estados Unidos, una etapa en la que alcanzó el Doctorado en Periodismo por la Universidad Católica (UCA) de Whashington, que sumó en cuanto a sus méritos académicos y universitarios al logrado en la Facultad de Ciencias de la Información de la Universidad Complutense.

José Antonio Otero, presidente del Centro Gallego.
Delia Laguillo, vicepresidenta de la SCE.

El primero en intervenir –abierto el acto por José Antonio Otero, presidente del Centro Gallego y Delia Laguillo, expresidenta de la SCE, Socio de Honor y actual vicepresidenta- fue José Ramón Saiz Fernández, doctor en Periodismo y Académico C. de la Real Academia de Historia, quien señaló en primer lugar que el acto a celebrar respondía al espíritu y significado de una frase del orador y jurista romano Cicerón, asesinado el 43 a.C., que era una de las preferidas del escritor y periodista que homenajeamos:  «el primer precepto de la amistad es pedir a los amigos sólo lo honesto, y hacer por ellos sólo lo honesto».

Desde este principio, después de indicar que conoció a Pindado hace casi medio siglo, manifestó intervenir como investigador del papel de la prensa en Cantabria desde que llegó la primera imprenta en los años finales del XVIII, avalado por cuatro libros sobre la prensa localista en Torrelavega, su obra sobre El Cantábrico y el histórico fundador y director de este diario, José Estrañi, y su más reciente trabajo sobre los Cien Años de la Asociación de la Prensa de Cantabria. Señaló a este respecto, que desde el profundo conocimiento que tengo de la prensa en sus últimos dos siglos largos de existencia, «puedo afirmar y afirmo que Jesús Pindado ha sido y es el periodista más culto e internacional del siglo XX». Tras evocar su biografía periodística le definió como profesional de la pluma «culto, liberal, cristiano y conservador», indicando que «no fue una persona fanática de ideología alguna».

Evocó algunos de los nombres que «más destacaban en mis largos diálogos con él, no exentos de discrepancias en nuestra forma de actuar y pensar: Florencio de la Lama (nuestro maestro); Ignacio Aguilera, Pío Muriedas, el sacerdote y escritor, Julio Montes; Antonio Zúñiga, Segundo López Vélez, Pedro Vallés, Pedro Orive, Juan Antonio Sandoval, Ricardo López Aranda, Francis Pardo, José Luis González Sobral y Benito Madariaga de la Campa. Estos eran los más sobresalientes en nuestras conversaciones que cito porque todos ellos ya han fallecido».

José Ramón Sáiz Fernández, presidente de la Sociedad Cántabra de Escritores.

José Ramón Saiz esbozó también algunos recuerdos sobre la figura de Pindado y que a su vuelta de Estados Unidos le encargué importantes cometidos en TeleCabarga, «con un programa de entrevistas que actualmente representan todo un lujo para entender y proyectar la biografía de personalidades políticas, culturales y sociales del siglo XX, ademán de ofrecerle el periódico digital cantabria24horas para sus excelentes artículos», doliéndose, finalmente, de la «frialdad institucional» tras conocerse su fallecimiento, como también «el que los gobernantes no sepan encauzar adecuadamente conocimientos y experiencias en favor de Cantabria, como las que atesoraba Jesús Pindado,  hecho que no es nuevo en una tierra como la nuestra en la que se prima más al que viene de fuera que al sobresaliente de los nuestros». En otros pasajes recordó su capacidad como periodista.

A continuación intervinieron Ángel Ocejo, Pedro Arce y Digna Mercedes Fernández quienes destacaron desde sus distintas perspectivas las aportaciones de Jesús Pindado. Ocejo, amigo personal de Pindado desde los tiempos de juventud, destacó sus pasiones por las letras y la familia; Pedro Arce, escritor, exvicepresidente de la SCE, recordó las gestiones de Pindado ante el actual Rey –entonces en formación académica en un colegio americano- para que compartiera un tiempo con una delegación del Ayuntamiento de Santander de la que formaba parte como concejal de Cultura y Digna Mercedes Fernández destacó su carácter humanista y sus conversaciones con su esposo, Carlos Bribián Castro, cuando le visitaba con frecuencia en su casa de Ontoria donde falleció. Bribián fue presidente de la SCE y en su día fue nombrado Socio de Honor. Como poeta, leyó una composición que entregó a la familia.

Ángel Ocejo.
Pedro Arce Díez.
Digna Mercedes Fernández.

INTERVENCIÓN DE PEDRO CRESPO DE LARA

Cerró el acto la intervención de Pedro Crespo de Lara, socio de honor de la SCE, Estela de Oro de las Letras de Cantabria y Académico de Jurisprudencia y Legislación. En su emotiva y brillante intervención, como todas las suyas, mencionó a Pindado entre los grandes de nuestras letras –José María de Pereda, Menéndez Pelayo, Amós de Escalante, entre otros-, indicando que «sueño con verle aparecer y conversar con él, como en tantas ocasiones hicimos ya que todos los diálogos que mantuvimos –que fueron muchos- fueron enriquecedores».

Subrayó su gran protagonismo en lo cultural, añadiendo que podía improvisar una excelente conferencia sobre cualquier tema, conocido su profundo bagaje cultural. Recordó sus orígenes humildes en Beranga, pueblo al que tuvo un amor ilimitado como prueban algunas de sus acciones, y de chico de los recados que ejerció en su juventud en Santander, hasta escalar en la cultura y situar su despacho enfrente mismo de la Casa Blanca. También destacó Crespo de Lara el orgullo de familia y de padre de Jesús Pindado, «que tan excelentemente cumplió». Nuestro Académico de Jurisprudencia y Legislación fue muy aplaudido.

Pedro Crespo de Lara.

Al acto, además de contar con la presencia de los hijos de Jesús Pindado –Jesús, Juan y Sofía-, además de su pequeño nieto, Samuel, asistieron en representación de la junta directiva la vicepresidenta, Delia Laguillo; el tesorero, Amado Zabala y los vocales, Marino Pérez Avellaneda, Fernando del Río, Javier Peña Ruiz-Capillas, Alfonso del Amo y Rosa Diego, coordinadora del acto, además de miembros de la directiva del Centro Gallego, periodistas y escritores y escritoras de la SCE.

Fue, en resumen, un acto cultural de gran altura, como bien se merecía el homenajeado que destacó como magnífico periodista y excelente orador que era capaz de disertar sobre cualquier tema dada su vasta cultura. Rosa Diego, el nombre de la junta directiva, entregó el anagrama de la SCE a los hijos, que recibió Sofía Pindado muy emocionada.

 

RELEVANCIA ACADEMICA Y UNIVERSITARIA

De Jesús Pindado Uslé se destacó en la información aportada a los asistentes varios de sus méritos profesionales y académicos como los siguientes:

  • Licenciado en Ciencias de la Información por la Universidad Complutense de Madrid.
  • Doctor en Periodismo por la Universidad Complutense.
  • Doctor en Periodismo por la Universidad Católica de América (UCA), con sede en Washington (Estados Unidos).
  • Director de la Gran Enciclopedia de Cantabria, proyecto editorial de El Diario Montañés en el que aglutinó a trescientas personas para su elaboración. Editada en ocho tomos más tres apéndices, cuenta con más de 4.000 páginas con fotos, grabados e ilustraciones. Su iniciativa coincidió con la constitución de Cantabria como Comunidad Autónoma.
  • Director, durante veinte años, de la Delegación de CEOE en Washington, fomentando la presencia y eficiencia de la empresa española en los Estados Unidos.
  • Brillante articulista y escritor en periódicos regionales y nacionales. Autor de varios libros como Pío, Pueblo y Poema (1976), La comunicación y la definición de empresa (1985) y Texto Híbrido: Entre ficción e información, ¿periodismo o literatura? (1998). También publicó poemas en varios medios. Su último libro (2022) fue Perfiles de amistad.
  • Conferenciante en ciudades importantes de España, Méjico y Estados Unidos. Profesor universitario de Ciencias de la Información.
  • Director y entrevistador del programa Entre líneas en la cadena de televisión TeleCabarga. Realizador del programa Cántabros en el exterior: jándalos e indianos.
  • Promotor de la presencia en Cantabria de congresistas americanos y de la visita del Presidente de los Estados Unidos, Jimmy Carter, en octubre de 1998 con motivo del Centenario de Caja Cantabria.
  • Enamorado de Beranga, su pueblo natal, del municipio de Hazas de Cesto, al que siempre ha realzado en sus escritos por ser también el de sus antepasados y en el que estudió las primeras letras hasta alcanzar la formación relatada.
  • Fundador en 1987 del Museo Regional de Bolos en Beranga con las aportaciones de obras artísticas de gran valor, además de cientos de fotografías y objetos del deporte vernáculo de Cantabria en sus distintas modalidades, destacando el pasabolo-losa de Trasmiera. Iniciativa pionera en Cantabria, en 2003 se creó en Asturias ante la falta de apoyo municipal y regional a proyecto tan fecundo.
Rosa Diego entregó el anagrama de la SCE a Sofía Pindado.
Jesus A. Pindado.

Fotos: Carlos Gustavo Alútiz Ruisánchez.